miércoles, 12 de octubre de 2011

Transmigre a un segundo, Catriel.





Para prevalecer hay que fundar algo nuevo
aliarse al helenismo y su buque insignia:
el "conquistar y luego reventar temprano para perdurar en el tiempo",
para ser joven siempre y fluir refulgente de Helios
se debe beber todo del vino nuevo:
morir joven dejando un fiambre eterno
con la gloria, que es pulsión entonces droga.
y las confesiones potras con las que cabalgo todo
confieso,
mis adicciones mas amadas :
la fusta, la epica y el escarmiento

Una mañana recibí el presagio,
ya tengo flor y nata,
y sobre todo mucha espalda

la oráculo avistó un crack de la mas reputada estirpe de Atahualpa,
la solución, mi retiro confirmado
un guerrero único,
Único y sin igual:
Cabello lacio y negro
Recitaba los poetas antiguos con símil genio
Su sable y su temple no tenían rival
Tampoco su desenfreno:
Un puma salvaje cuya fama se extiende por todo el reino
Ya lo creen capaz de toda hazaña
De visitar todos los lechos
Lo hice venir a Palacio:
(un talento así debe servir al reino
soy yo , tomo un cuerpo joven, el de un muerto)

Histriónismo:

Era altivo y brioso
Hablé claro con él via mente:
-“ como padre de todos puedo darte lo que pidas
Te daré la inmortalidad,
O podrás sentarte a la mesa del enmudecido retirado en Harar
O usar los pantalones de cuero sagrados
O tal vez te deje beber vino índico e incendiar Babilonia
Desde ahora serás Catriel el del Fuego Infinito”-
se comprendió: General a los 16 años,
en El Desaguadero pantomima
 le entregué el ejército
prometió solemne
-“Padre mío, no solamente asolaré Buenos Aires,
Te traeré de ofrendas los restos de Hernández
Y serán tuyos sus poderes
y tal como quieres podrás esnifarle”-
En esos tiempos me creían un Napoleón indio
Un Rosas drogadicto y moderno.
En Palacio mi gabinete viñatero
Rechinando su orgullo cavernet
Osó criticar mi decisión:
-“ es un indio joven,
Un atolondrado y un vulgar chimba”-
No hay jefe verdadero si se deja mover los huevos
Tomé a 2,
Los mandé a ahogar públicamente en mis estanques de Champan
A último momento los perdoné,
Ahora residen en un gulag en La Paz
Puesto en orden el living nacional
Encargué se construyeran efigies mías y de mi hijo Catriel
En las 18 comarcas
Yo soy el pene largo,
La guaranga tripa de un nuevo albor
la espada de carne que revitaliza la tierra saqueada.
Enfundado en mi traje imperial de piel de boa
recorría las barriadas regalando joyas
y en cada rincón mis voceadores
leían los partes del frente
"mi Inca, tomamos la docta
fue cruenta la batalla
y como usted dijo saquemos el templo
y violamos el cadáver de aquel general:
ese cordobés Caracalla"
Por cada triunfo abría mi Palacio Anchorena
Quería un manto, un manto de gente
Y encendíamos piras gigantes
Y a los 4 costados lagos de bebidas burbujeantes
Eran nadados por los mas disímiles bañistas
(pag 47, “libro actas”)

No hay comentarios: