jueves, 21 de enero de 2010

Libertador





La dureza,
el rigor y la reciura,
son el bronce,
que cede ante
tu audaz movimiento
ahora q ordenás
que se rompa
el temple metalico
que en vida
nunca perdiste.

Sueltas las rodillas,
sin presion sobre la montura,
desde 1850,
en posicion ecuestre
de marcial contractura
(¿ estabas dura?)
El mármol, tu casa
el bronce ,
por piel,
la gloria,
la esencia
la negacion primera,
es la hiel.
Hoy entrás en templos Bernardinos
no por órdenes,
si no por causa
ya no te basta la quietud
del recuerdo en las plazas
Ese templo ,
enfrentado al balcón
de la rosacea casa,
ese frontis griego,
esa casa,
esa llama
que no es tu espiritu
este son,
mestizo acaso ?
que es arcano,
impoluto,
está aun contigo,
es lo que mueve,
como todo
la primer esencia
la q está ahora,
que es terrena de nuevo,
como el ruido de tu piernas
de bronce,
son tus pasos
que resuenan
en la nave,

son tus pasos,
es tu leyenda,
a la derecha,
son tus cenizas,
mas no ya tu cuerpo,
ahora el sepulcro,
es todo tuyo,
tus compañeras
de otros lados
las estatuas
perciben tu sangre
que ahora es yerta,
que ahora es seca
es polvo,
de mercurio
es cenicienta
es igual
que en 1850
es el bronce,
bronce hercúleo
que ahora brama,
con el eco,
obvio,
inhumano.

Tus ojos de bronce,
divisan la cripta
todo es mármol,
el tiempo,
suspendido,
mas no tus esencias,
que son rectas
que no ceden
que siempre perviven,
que ya son estatuas,
que ya son pasado,
que ya son catedrales,
que dejan ver
tu entrega,
dejan ver tu
Yapeyú,
que te dio
el bronce,
la patria,
el infinito
fue en la tierra
india
fue
en
Yapeyú
la fragua
del
mito.

2 comentarios:

fanakeres dijo...

[MASTER] cada vez mejor. Poesía en su estado más puro. Yo más que escribir con la pluma, doy de tintazos. Un abrazo grande.

Abulafia dijo...

Extraordinarios versos amic.
Salutacions
Abulafia